Fuente Santa María

Si la de las Pilitas era una fuente de carácter rural, en el caso de santa María estamos hablando de una fuente de carácter propiamente urbano.

Se construye en el siglo XVI cuando llega a España un rey extranjero: Carlos I de España y V de Alemania (cuyo escudo preside la fuente), trayendo las ideas que estaban triunfando en Europa en aquel momento: el Renacimiento.

Durante el renacimiento los ciudadanos comienzan a organizarse y a solicitar al rey y a las autoridades servicios públicos (traída del agua, empedrado de las calles, construcción de hospitales, seguridad en los caminos...). La construcción de esta fuente es prueba de ello.

Se ha dejado atrás la idea de la ciudad musulmana de calles estrechas para protegerse del sol y empiezan a abrirse pequeñas plazas como estas que constituyen puntos de encuentro para los ciudadanos y donde se concentran los servicios públicos, como el agua. Las plazas son además el escenario de las fiestas populares que en el mundo medieval se habían celebrado en los interiores de castillos y palacios.

El rey y el ayuntamiento ponen sus escudos en la fuente para dejar claro que han sido ellos los que han construido la fuente.

Sobre el escudo de Alanís (dos perros alanos a ambos lados del Castillo) un azulejo posterior (del siglo XVIII) con la patrona del pueblo, la Virgen de las Angustias, cubierto por una reja.

La fuente ha sido sometida a una mala restauración utilizando materiales poco adecuados.

 

Albun fotográfico

 

Localización

 

Free WordPress Themes - Download High-quality Templates